miércoles, 21 de mayo de 2008

Guerra del pacífico o del guano y los ingleses



Origenes (21 de mayo 1879e n Iquique)

La frontera entre Chile y Bolivia fué tema conflictivo en todo el siglo XIX, ya que ambos países aún mantenían las fronteras coloniales entre la Capitanía General de Chile y la Audiencia de Charcas. Durante la mayor parte de este siglo no importaban mucho, pero cuando la demanda mundial de minerales se incrementó debido a la industrialización esta región se convirtió en muy valiosa. Perú y Bolivia también tenían fronteras no bien delineadas en la región rica en guano del Tarapacá.

Bajo el Tratado de 1866, Chile y Bolivia se dividieron el área bajo disputa en el entendimiento que nacionales de ambos países explotarían libremente los minerales de esa región. Este tratado fué reformulado a petición de Bolivia en 1874, donde se acordaba que Chile cedía sus derechos entre los paralelos 23 y 25 a cambio que el gobierno de Bolivia no subiera los impuestos a las empresas chilenas de la zona en un lapso de 25 años. Este acuerdo no fue cumplido por la nación altiplánica en 1878 al aumentar el impuesto a las empresas chilenas(de origen inglés) a 10 cvos. por quintal de salitre exportado y posteriormente sacar a remate a las salitreras.

La lucha comenzó cuando tropas Chilenas desembarcaron en Antofagasta - entonces perteneciento a Bolivia - el 14 de Febrero de 1879. Bolivia declaró la guerra en Abril y lo mismo hizo Perú el 1º de Marzo de 1879, ya que tenía un tratado de defensa mutua con Bolivia

combates aquí

La guerra del guano.

Las compañías guaneras, de capital inglés pero formalmente chilenas, se negaron a pagar el impuesto a la extracción de guano decretado por Bolivia. El gobierno de Chile en defensa de compañías chilenas, ocupa (el 14 de febrero de 1879) Antofagasta. Perú, obligado por su alianza salió en defensa de Bolivia y declaró formalmente la guerra el 5 de abril.

El pronunciamiento de la opinión argentina fue unánime a favor del Perú y Bolivia. Roque Sáenz Peña, como muchos otros jóvenes civiles y militares, se incorporaron voluntariamente a la guerra "porque la causa de Perú y Bolivia es la causa de América. es la causa de mi Patria” diría el primero. “Yo no voy envuelto en la capa del aventurero... dejo mi patria cediendo a convicciones profundas, no a imposiciones inmediatas del deber patrio sino a inspiraciones espontáneas del sentimiento americano”. Suponía que la Argentina entraría en la guerra... “presiento la palabra que asoma a todos los labios, el sentimiento que palpita en todos los corazones argentinos, presiento el estallido de la dignidad nacional que ha roto para siempre las pérfidas redes de una diplomacia corrompida”.

Se equivocaba Sáenz Peña. El ejército que estaba en Neuquen volvió a Buenos Aires. Muchos esperaban que unido a los 50.000 milicianos armados con fusiles Manlincher y cañones Krupp por el gobernador de Buenos Aires, Carlos Tejedor, atacase a Chile por el sur. Pero no hubo nada, Roca quiere ser Presidente y Tejedor también y entre los militares de línea del ministro de guerra y los rifleros del gobernador de Buenos Aires, se traba la guerra civil de 1880 con lo preparado para el exterior, la más encarnizada y sangrienta de nuestras guerras civiles.

En los dos días corridos del 20 al 22 de junio: batallas de Puente Alsina, Barracas, meseta de los Corrales (parque Patricios) y Constitución, se enfrentaron más de 20.000 combatientes y los muertos pasaron de tres mil, y no se sabe el número de heridos porque se atendieron en casas de familia improvisadas como hospitales de sangre. Pero Roca consigue llegar a la presidencia. En esos mismos días de junio de 1880, Roque Sáenz Peña, debe rendir a los chilenos el Morro de Arica que defendía como militar peruano.

Los chilenos vencedores, imponen sus condiciones: Tarapacá debe ser cedida por Perú definitivamente, por diez años Tacna y Arica; a su vencimiento un plebiscito resolverá su pertenencia definitiva (tratado de Ancón de 1883). Bolivia abandonaría a Chile su litoral íntegro (pactos – no llegados a tratado – llamados de tregua firmados en Valparaíso en 1884).

mas detalles

No hay comentarios.: